miércoles, 6 de agosto de 2008

Un año sin humos

A falta de anécdotas informáticas, quiero hoy celebrar con vosotros mi primer año sin fumar, tras 12 años de fumador.

Además de ese dato, tengo un programita que me informa de que, aproximadamente, en este tiempo he dejado de fumar 5.487,02 cigarrillos y me he ahorrado 658,44 Euros, que no es moco de pavo.

¿El secreto? Tenerlos bien puestos, cabezonería (soy tauro), y sobretodo, querer hacerlo y tener motivos para ello. ¿El mío? Principalmente, encontrarme mejor físicamente, en especial, a nivel respiratorio.

Yo me marqué una fecha, coincidiendo con un viaje, con suficiente antelación como para ir mentalizándome, y cuando llegó el día, casi por sorpresa, lo dejé.

Al principio se me hizo raro, y las dos primeras semanas lo pasé fatal, pero después iba notando los resultados y eso daba fuerzas para seguir adelante, así como el apoyo moral de mis seres más cercanos.

A partir del segundo o tercer mes ya fue la cosa rodada: alguna tentación/reminiscencia de vez en cuando, pero rechazadas con facilidad.

Y así hasta hoy, que odio a los fumadores, jajaja (siempre desde el cariño). La verdad que fumar cada vez está menos de "moda". Ya no se lleva. Ya no es de "guays". Más gente lo está dejando, y yo me alegro de haber arrastrado, indirectamente, a gente de mi alrededor a hacerlo.

Habrá quien diga que no puede dejarlo porque no tiene fuerza de voluntad, pero yo tengo un compañero en el trabajo que fumaba el doble que yo y también lo ha dejado, solo que él con ayuda de pastillas y parches totalmente inofensivos. La clave es querer dejarlo. Si no se tiene eso claro es mejor no perder el tiempo lamentándose por nada.

Por último, me sorprenden personas que me dicen que estuvieron un año, o dos o tres sin fumar pero que luego volvieron a hacerlo. WTF! Después del esfuerzo, si a mi me volvéis a ver fumando os doy permiso para darme una colleja.

Cada uno es libre de hacer lo que quiera, yo simplemente, desde mi experiencia, os recomiendo dejarlo, por salud, dinero, y amor (propio). ¡Ánimo! Y si alguien realmente quiere dejarlo puede contar conmigo.

¿Mi objetivo de este año? Recuperar el fondo físico y ya de paso las formas un poquito, jeje. Que con lo de dejar de fumar he cogido unos 8 kilos. No os asustéis por eso porque es algo normal. Yo paso de gimnasios y he tomado las calles de mi nuevo barrio y salgo a correr algunos días. ¡Y me siento mejor! Y ale, lo dejo ya, que parece que os estoy soltando la charla, jajaja.

¡Suerte!

15 comentarios:

  1. Mis mas sinceras felicitaciones, la verdad que persona que conozco que fuma, siempre la invito a que lo deje de hacer. Y eso de contar cuando dinero te has ahorrado, es una gran información que me servirá para mi próximo post sobre el cigarrillo. Muchas gracias, y sigue así!!

    ResponderEliminar
  2. Yo hace ya tres años y medio que lo dejé. El motivo era suficientemente poderoso para no planteármelo de otra manera y era que mi hijo Daniel estaba a punto de nacer.
    Como yo no quería que mi hijo naciera en una casa con humos, lo dejé directamente.
    Lo había dejado dos veces anteriormente, aunque ya tenía claro que no era definitivo, por tanto no me costó demasiado volver a engancharme. La primera vez duré un año, la segunda tres y esta vez ya decicdí antes de dejarlo que sería la última. No pienso fumar nunca más en mi vida y eso que yo me fumaba dos paquetes diarios.
    Por supuesto que en el tema salud lo he notado mucho. También he cogido unos kilos de más, que ya he dejado atrás.
    Mi balance del asunto es totalmente positivo, así que yo animo a todos a dejarlo.

    Un saludo :-)

    Privateer

    ResponderEliminar
  3. Desde el punto de vista que alguien que no ha probado en su vida, un cigarrillo, un porro ni nada similar, no puedo darte una opinión, pero leyendo y escuchando historias de exfumadores se hace uno una idea de lo que se debe pasar en esa transformación. Así que sólo decirte que me alegro mucho y que yo también odio a los fumadores desde el cariño y ando siempre como loco buscando locales donde no permitan fumar xD, sobretodo si he de degustar alguna comida/bebida en el.

    ResponderEliminar
  4. Muchas felicidades a todos, da gusto ver cómo cerráis la puerta sin miramientos.
    Yo todavía recuerdo cómo un día mi padre llegó y sin decir una palabra a nadie dejó de fumar. Al cabo del año le dimos una medalla simbólica... no en vano llevaba 44 años fumando tan pancho!

    ResponderEliminar
  5. Pues, que me parece que voy a fastidiar el hilo y dar la nota.
    Fumo y no quiero dejarlo. Ni me voy a mentalizar, ni voy a intentarlo, ni na de na. Me gusta el cigarrito después del cafelito, el cigarrito antes de acostarme y el otro, pues no me gusta jajaja.
    Tengo amigos, familiares y conocidos que han dejado de fumar y es todo un logro.
    Tiene que sentar bien, si.
    Lo que si he notado es que los ex-fumadores os volveis un poquito puntillosos con los que fumamos ¬¬ ejem ejem....
    Bueno, pues eso, enhorabuena

    ResponderEliminar
  6. Pues yo nunca he fumado, ni se me ha pasado remotamente por la cabeza hacerlo.
    Muchos que lo dejan saben mas o menos el motivo que les impulsa a ello... pero...¿porque empezasteis a fumar? En mi entorno muchos lo hacían por aparentar, por ir de guay, por parecer mas mayor, porque los demás lo hacen, etc... yo era de los raros que no fumaba.
    También ayuda que en mi casa no se ha fumado, y mi grupo de amigos casualmente no fuma nadie, supongo que el entorno siempre afecta de una forma u otra.

    Por cierto Pedrito, Felicidades por la proeza y te animaría a seguir así.

    ResponderEliminar
  7. ¡Enhorabuena! ¡Con un par...! :D

    ResponderEliminar
  8. Enhorabuena!!! aunque no soy del gremio, desde que me Pedro me dijo lo del blog, voy leyendo las entradas y son anecdotas divertidas que con los comentarios se hacen más interesantes asi que, doble enhorabuena, por el blog y por tu aniversario de corsario anti-tabaco!!!

    ResponderEliminar
  9. Si has conseguido dejar de fumar el reto del fisico lo haces en un par de semanas ;)

    Enhorabuena por este gran logro.

    ResponderEliminar
  10. pues yo fumo y al que no le guste pues que aguante la respiracion

    ResponderEliminar
  11. BlogSTD - Empecé a fumar para dejar otro vicio... y lo dejo ahí, os lo podeis imaginar. Y ya solo fumo tabaco, Lucky para ser más exactos.
    Anómino - Se puede fumar, por supuesto, pero siempre y cuando se respeten las normas cívicas, morales y legales.

    Fumo cuando me apetece pero siempre respetando donde estoy y con quien.
    No puedo fumar delante de una mujer embarazada, no puedo, de verdad, me es imposible, aunque ella fume o diga que no le molesta, imposible. Igual me ocurre cuando estoy rodeada de niños, aunque este en un bar, no puedo. En muchas colas, por ejemplo en la del bus, si me dicen que le molesta, como me lo dijo una señora mayor, lo apago o me aparto...
    Hay que saber y concienciarse de que el humo molesta, deja un olor asqueroso y hay mucha gente asmática.
    No sabeis lo que me gasto en detergentes para lavar, los bolsos por ejemplo, fumo pero no me gusta el humo del tabaco... si es que soy lo peor... jajaja y en chicles, uff.
    Bueno, pues eso, que me saldría mejor no fumar pero me gusta fumar, eah!
    Vaya chapa!!! Perdón *-*

    ResponderEliminar
  12. Totalmente de acuerdo Kadesh, yo cuando era fumador era como tu. Allá donde iba que pudiera molestar a alguien me abstenía de fumar si era necesario. El respeto lo primero. Por eso me jode que haya tanta gente luego que no respeta ni a mi ni a nadie. Ya no solo fumadores sino hijos de... en general.

    Lo que peor llevo ahora mismo, como exfumador, es salir por las noches a los bares y volver a casa con toda la peste a tabaco en la ropa. Puagh! xD

    ResponderEliminar
  13. Pues otro ex que se une a la enhorabuena. Los motivos... pues empezando a los 13-14 años, ya me dirás tu que clase de motivos sólidos se puede tener para empezar... Ninguno. Cuando lo dejé, caían cerca de paquete y medio al día, y unos cinco paquetes entre sábado y domingo. Ahora lo pienso y me parece demencial.
    Las ganas de fumar creo que no se pasan nunca, es algo que ya tengo asumido, y creo que al que ha sido fumador convencido y como en mi caso, ha disfrutado de cada pitillo, siempre le dará envidia. Pero las contras no dan envidia, y la mejoría física que se obtiene a medio-largo plazo es lo que ayuda a rechazar las pequeñas dudas de vez en cuando. Supongo que por eso hay mucha gente que fracasa al dejarlo, mas que nada por que se impacientan, y en el primer mes los unicos resultados que se obtienen es un mono tremendo, mas mental que físico.
    Respecto a lo de volvernos puntillosos, pues en parte es normal. Dejamos un vício que nos gusta para limpiar nuestros pulmones, nos cuesta una barbaridad dejarlo y seguimos aguantándonos las ganas de vez en cuando, para que los fumadores nos hagan respirar sus humos. Y como ya habéis dicho, ni a los que fuman les gusta el olor del tabaco. Pero creo que los ex-fumadores que conozco son bastante mas tolerantes porque sencillamente han sido concineros antes que frailes, y saben lo que pasa en la cocina.
    Un saludo,

    ResponderEliminar
  14. cauista empedernido18 de agosto de 2008, 10:40

    Ademas dejar de fumar trabajando en una cau tiene doble merito...yo todavia no lo he conseguido :-P

    ResponderEliminar